Reformar la casa por poco dinero

En tiempos de crisis, a veces no es posible contratar un decorador para reformar la casa. Cuando tienes un presupuesto limitado, a veces bastan unas cuantas ideas para dar un cambio a tu hogar.

Dado que no será posible hacer una reforma integral, decide cuál es el cuarto que quieres reformar, y decide qué vas a conservar y qué vas a quitar. Ajusta tu presupuesto. Decide cuánto puedes gastar y haz una lista de las cosas que puedes hacer tú y cuáles requieren un profesional.

Dos áreas en las que necesitarás expertos son la fontanería y la electricidad, salvo que tengas una titulación profesional. Una vez tengas cuadrado tu presupuesto mantente firme y no te salgas de él.

Pintar las paredes es una de las formas más económicas de decorar una habitación. No tengas miedo a los colores oscuros o brillantes, y presta atención a la iluminación. Si no lo tenías, estudia la posibilidad de colocar un espejo, un cuadro nuevo o una pequeña pieza de arte.

Para finalizar, recoloca tus muebles. Trae muebles de otras habitaciones para colocarlos aquí, llevate los de aquí a otro cuarto…esta es una forma estupenda de dar vida a una habitación sin gastar nada.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *